Archivo de la categoría: mitología

Un mito tepehua sobre el diluvio: sabiduría de los viejos

LAS TORMENTAS

 

20190107_153557

 

San Juan

Las creencias tepehuas derivadas del mito, o alimentadoras de éste, manifiestan que en un principio el más poderoso de los truenos causaba estragos periódicos que terminaron cuando, según las versiones, Siní quedó embrocado a la orilla del mar o en el fondo del mismo, donde sus gozosas zambullidas producen un ruido especial. La función del mito es proporcionar a los tepehuas la seguridad psicológica de que su mundo, originalmente inestable, se ha regularizado más. Es un mundo que tiene una precipitación pluvial media anual de 1 700 a 2 000 m.m.

EL VIEJO DEL MAR

Antes vivía un hombre llamado Siní o San Juan que cada año inundaba el mundo, lo acababa. Este viejo era supremo, el que mandaba más. Pero un día pensaron quebrar el Tadehem o cerro Postectitla, porque por ese lugar bajaba Tijasdakanidakú. Muchos de los viejos hicieron la lucha para quebrarlo y no pudieron, y un día solicitaron ese favor a Siní y él dijo que haría la lucha. Entonces salió corriendo y lo quebró. No se lo creyeron y pusieron una tela en vez de cerro porque quería que se muriera. Lo mandaron otra vez y salió corriendo volando con todas sus fuerzas y al pegar en la tela la atravesó yéndose derechito adonde termina la tierra, donde cayó con la cabeza hacia abajo a la orilla del mar. Ahora cuando llega el día de su santo pregunta el día de su santo pregunta cuándo es porque quedó atontado del golpe y se le ha olvidado. Cuando pregunta le dicen que falta mucho y cuando llega el día de su santo no le dicen hasta que han pasado varios días. No le dicen la fecha precisa porque podrá acabar con el mundo como antes lo hacía. Antes cuando ya se acercaba el día, cuando iba a terminar el mundo, entonces los niños empezaban a hablar y a andar, las milpas crecían pronto y de inmediato producían bastante grandes elotes, y todas las cosas crecían pronto. Desde que se fue para abajo, al oriente, el señor Siní o San Juan nunca volvió a inundar el mundo hasta la fecha.

Sin el antecedente de Siní el siguiente mito de diluvio no se entendería cabalmente. Ahora se comprenderá por qué mantiene incrustada la creencia sobre los antiguos colapsos anuales. Tal mito, reinterpretado por la mentalidad indígena, edita la creencia de que la fuerza mayor de las tormentas primeras, in illo tempore, era mayor.

EL HOMBRE QUE HIZO SU CAJA CUANDO SE ACABÓ EL MUNDO

Hace mucho tiempo, en cada año se inundaba el mundo. Una vez un hombre construyó una caja para meterse ahí, y al llegar el día en que se iba a acabar el mundo se metió en su caja y encima puso el loro que tenía. Empezó a llover y el agua crecía más y más hasta que llegó al cielo. Como el agua hacía olas la caja pegaba en el cielo y el loro gritaba y se agachaba, por eso ahora anda así, caminando agachado porque se pegaba en el cielo.

Más tarde empezó a disminuir el agua, y por fin la caja quedó sobre la superficie de la tierra. Aquel hombre la abrió y no pudo salir luego porque la tierra estaba bien húmeda, blandita. Esperó que se secara y más tarde la tentó para ver si ya estaba dura porque tenía ganas de salir, hacer fuego y cocer todos aquellos pescadotes que habían quedado sobre la superficie de la tierra.

Aquel hombre salió, hizo fuego y empezó a cocer los pescados. En ese tiempo la tierra era plana, no había cerros y el cielo era azul claro, sin ninguna nube que apareciera a lo lejos. Había hombres que querían pintar el cielo y, al ver aquel humo que se levantaba a lo lejos, mandaron un ayudante a ver quién lo estaba haciendo, y traerlo vivo si era gente. Aquel hombre se fue derecho hacia donde se elevaba el humo y al llegar lo que hizo fue sentarse y empezar a comer los pescados cocidos en compañía de aquel hombre, y también iban juntos a levantar más pescado y algunos los desperdiciaban.

El ayudante dilató mucho, no llegaba. Entonces mandaron otro y lo que hizo fue bajar derechito a donde estaba el hombre que había hecho el fuego, lo mordió y se lo llevó prendido colgándole la cabeza. El otro compañero le siguió y ambos llegaron al lugar de donde habían salido para entregar a aquella persona. Preguntaron al primer ayudante: “Bueno, ¿y tú por qué te dilataste?” “Yo dilaté por esto: llegué ahí y vi aquel hombre cociendo los pescados, como había muchos muertos y algunos se estaban echando a perder, mejor le acompañé y comimos muchos pescados y estaban re’sabrosos.” Le dijeron: “Bueno, tú por haber desobedecido las órdenes, de aquí en adelante te alimentarás de cosas frías y desperdicios. Y tú que has cumplido con las órdenes te alimentarás calientito en toda tu vida.”

Desde entonces el hombre desobediente se convirtió en zopilote y se alimenta de desperdidcios, y el otro se convirtió en águila y se alimenta con animales vivos. Al hombre le quitaron la cabeza, se la pusieron en el ano. Es el castigo que recibió por haber humeado el cielo que ya no se pudo pintar y lo dejaron como está hasta ahora, y e, hombre aquel quedó convertido en mono.

 

Ante la potencia indiscutible de los viejos el hombre queda anonadado, y el mito transmite esa sensación de sometimiento que el hombre tiene ante los sobrenaturales regidores de las tormentas, muriendo cualquier émulo de Siní que ose utilizar sus instrumentos de trabajo. Pero, al mismo tiempo, el relato simboliza el respeto que merecen los objetos sagrados. En el templo nativo lakachínchin existe un bastión del rayo, que manipulan exclusivamente los adivinos, pues saben cómo frotarlo para producir lluvia, creyendo la gente que cuando ésta es copiosa obedece a que el adivino exageró el frotamiento. En consecuencia, siendo peligrosa la fuerza del bastón, el uso está reservado a los iniciados.

 

Roberto Williams García, Mitos Tepehuas, SEP 1972, pp. 76-80.

 

 

Descarga: Lírica Griega Arcaica (Poemas corales y monódicos 700-300 a. C.)

lirica

LÍRICA GRIEGA ARCAICA (Poemas corales y monódicos 700-300 a. C.)

INTRODUCCIONES, TRADUCCIONES Y NOTAS POR FRANCISCO RODRÍGUEZ ADRADOS

Salvo algunos libros de Píndaro y de Teognis, todos los demás poetas líricos arcaicos nos han llegado de un modo terriblemente fragmentario. Apenas unos pocos poemas enteros y una gran cantidad dispersa de breves fragmentos es lo que nos queda de la poesía mélica en diversos metros y ritmos. Sólo unos cuantos versos truncos y sueltos de lo que fue una magnífica tradición lírica, unas cuantas chispas y pavesas de lo que fue una espléndida hoguera. Pero aun así, esos pocos fragmentos resultan un testimonio esencial por su brillantez y sensibilidad literaria.
Excepto Píndaro, Baquílides y los yambógrafos y elegíacos, todos los fragmentos de la antigua poesía griega anterior a la época helenística están reunidos aquí, traducidos e introducidos con máxima fidelidad. Tanto los fragmentos y poemas de tradición antigua como los aparecidos en papiros hace pocos años y restituidos a esta tradición lírica, que intentamos perfilar a partir de ellos.
De un lado está la vieja tradición popular, de otro la espléndida lírica coral (aquí representada por Estesícoro, Alcmán, Íbico y Simónides), y de otro la lírica personal o monódica (los lesbios: Safo y Alceo; Anacreonte), y unos cuantos poetas menores, apenas unas siluetas y unos versos. Con todo, qué enorme el aroma poético de Safo o de Alceo, de Estesícoro o de Simónides de Quíos; cuántos ecos han suscitado algunas estrofas sáficas y anacreónticas; qué enigmáticas las tempranas canciones corales de Alcmán, y qué innovadoras versiones míticas las del arcaico Estesícoro.
La versión de F. R. Adrados demuestra un excelente conocimiento de toda esta poesía, de sus condicionantes históricos, de los últimos hallazgos y estudios, al servicio de una traducción precisa y exhaustiva de todo el repertorio de los primeros poetas líricos de Occidente.

INDICE GENERAL

NOTA INTRODUCTORIA
INTRODUCCIÓN GENERAL
1. La lírica popular griega
2. La creación de la lírica literaria
3. Lírica coral y lírica monódica
NOTA BIBLIOGRÁFICA

I. LÍRICA POPULAR

I LOS TEXTOS TRANSMITIDOS DE LA LIRICA POPULAR Y RITUAL
II LIRICA CORAL POPULAR DE TIPO HÍMNICO
Fragmentos
III LÍRICA CORAL RITUAL DE TIPO HÍMNICO
Fragmentos
IV MONODIAS O DIÁLOGOS NO HIMNICOS
Fragmentos
1. Fórmulas religiosas — 2. Canciones guerreras. — 3. Canción de trabajo. — 4. Conjuros. — 5. Canciones en los juegos atléticos. — 6. Canciones de juegos infantiles. — 7. Canciones eróticas.
V ESCOLIOS
Poemas
Escolios atribuidos a los Siete Sabios (Tales, Solón, Quilón, Pitaco, Bias y Cleobulo)
NOTA BIBLIOGRÁFICA

II. LIRICA MIXTA Y CORAL ARCAICA

I LA LIRICA MIXTA Y CORAL DE LA EDAD ARCAICA
II ALCMAN
Fragmentos
1. Fragmentos papiráceos. — 2. Fragmentos papiráceos procedentes de comentarios. — 3. Del Libro I. — 4. Del Libro II. — 5. Del Libro III. — 6. Fragmentos de lugar incierto. — 7. Fragmentos poéticos dorios, quizá de Alcmán. — 8. Fragmentos últimamente hallados.
III ESTESICORO
Fragmentos
1. Juegos en honor de Pelias. — 2. Gerioneida. — 3. Los Cazadores del jabalí. — 4. Cerbero. — 5. Erifila. — 6. Destrucción de Troya. — 7. Los Retornos. — 8. La Helena y las Palinodias. — 9. Orestea. — 10. La Europea. — 11. Cicno. — 12. Trenética popular. — 13. Fábulas. — 14. Fragmentos de lugar dudoso.
IV ÍBICO
Fragmentos
1. Nuevos fragmentos. — 2. Fragmentos de libros concretos. — 3. Fragmentos de lugar incierto.
V SIMÓNIDES
Fragmentos
1. Epinicios. — 2. Fragmentos de Epinicios y Peanes. — 3. Trenos. — 4. ¿De Simónides?.
NOTA BIBLIOGRÁFICA

III. LÍRICA MONODICA: POETAS MÉLICOS

I LA MÉLICA GRIEGA
II ALCEO
Fragmentos
Fragmentos de tradición indirecta.
III SAFO
Fragmentos
1. Libro I. — 2. Libro II. — 3. Libro III. — 4. Libro IV. — 5. Libro V (?). — 6. Libro VI. — 7. Libro VII (?). — 8. De libro incierto.
IV POESIA LESBIA DE AUTOR INCIERTO
Fragmentos
1. Fragmentos de tradición indirecta. — 2. Fragmentos de papiros. — 3. Antología de P. Mich. inv. 3498.
V ANACREONTE
1. Fragmentos papiráceos. — 2. Fragmentos de tradición indirecta, asignados a un libro. — 3. Fragmentos de tradición indirecta, de libro incierto. — 4. Fragmentos de autor incierto. — 5. Fragmentos del Supplementum lyricis graecis.
NOTA BIBLIOGRÁFICA

IV POETAS MENORES Y FRAGMENTOS ANONIMOS
INTRODUCCION
I FRAGMENTOS DE LOS POETAS MENORES
1. Corina. — 2. Eumelo de Corinto. — 3. Pitermo de Teos. — 4. Apolodoro de Atenas. — 5. Laso de Hermione. — 6. Tínico de Cálcide. — 7. Pratinas de Fliunte. — 8. Cidias. — 9. Telesila de Argos. — 10. Hibrias de Creta. — 11. Timocreonte de Rodas. — 12. Lamprocles. — 13. Diágoras de Melos. — 14. Ión de Quíos. — 15. Praxila de Sición. — 16. Eurípides de Atenas. — 17. Melanípides de Melos. — 18. Licimnio de Quíos. — 19. Timoteo de Mileto. — 20. Telestes de Selinunte. — 21. Arifrón de Sición. — 22. Filóxeno de Citera. — 23. Filóxeno de Léucade. — 24. Aristóteles de Estagira. — 25. Licofrônides. — 26. Castorión de Solos. — 27. Hermóloco.
II FRAGMENTOS ANÓNIMOS
1. Fragmentos de tradición indirecta. — 2. Fragmentos anónimos de PMG de transmisión papirácea. — 3. Fragmentos papiráceos del Suppt. lyricis graecis y posteriores.
NOTA BIBLIOGRÁFICA

INDICE GENERAL

 

Descarga:

LIRICA-GRIEGA-ARCAICA-Poemas-Corales-y-Monodicos-700-300-a-C

Twitter: @somacles

YouTube: Xochiatoyatl Media

Instagram: cabritocimarron

Sigue a Arma Uirumque en Facebook.

Descarga: Hans Blumenberg, “La legitimación de la Edad Moderna”

blumenberg

Hans-Blumenberg

 

In this book, Hans Blumenberg disputes the view that the modern idea of progress represents a secularization of religious belief in some divine intervention (the coming of the Messiah, the end of the world) which consummates human history from outside. Drawing from sources ranging from Aristotle and Augustine to Nietzsche, Marx, Freud, and Kuhn – with an impressive number of stops between – he argues that progress always implies a process at work within history, a process that ultimately expresses human choices, human self-assertion, and man’s responsibility for his own fate.Hans Blumenberg has been associated with Kiel University in Hamburg since 1947. The book is included in the series Studies in Contemporary German Social Thought.

Table of contents :
The Legitimacy of the Modern Age……Page 2
Contents……Page 4
Series Foreword……Page 8
Translator’s Introduction……Page 10
Part I: Secularization: Critique of a Category of Historical Wrong……Page 32
Status of the Concept……Page 34
A Dimension of Hidden Meaning?……Page 44
Progress Exposed as Fate……Page 58
Instead of Secularization of Eschatology, Secularization, by Eschatology……Page 68
Making History So As to Exonerate God?……Page 84
The Secularization Thesis as an Anachronism in the Modern Age……Page 94
The Supposed Migration of the Attribute of Infinity……Page 108
Political Theology I and II……Page 120
Part II: Theological Absolutism and Human Self-Assertion……Page 154
Introduction……Page 156
World Loss and Demiurgic Self-Determination……Page 168
A Systematic Comparison of the Epochal Crisis of Antiquity to That of the Middle Ages……Page 176
The Impossibility of Escaping a Deceiving God……Page 212
Cosmogony as a Paradigm of Self-Constitution……Page 236
Part III: The ‘Trial’ of Theoretical Curiosity……Page 258
Introduction……Page 260
The Retraction of the Socratic Turning……Page 274
The Indifference of Epicurus’s Gods……Page 294
Skepticism Contains a Residue of Trust in the Cosmos……Page 300
Preparations for a Conversion and Models for the Verdict of the ‘Trial’……Page 310
Curiosity Is Enrolled in the Catalog of Vices……Page 340
Difficulties Regarding the ‘Natural’ Status of the Appetite for Knowledge in the Scholastic System……Page 356
Preludes to a Future Overstepping of Limits……Page 374
Interest in Invisible Things within the World……Page 392
Justifications of Curiosity as Preparation for the Enlightemnent……Page 408
Curiosity and the Claim to Happiness: Voltaire to Kant……Page 434
The Integration into Anthropology: Feuerbach and Freud……Page 468
Part IV: Aspects of the Epochal Threshold: The Cusan and the Nolan……Page 486
The Epochs of the Concept: of an Epoch……Page 488
The Cusan: The World as God’s Self-Restriction……Page 514
The Nolan: The World as God’s Self-Exhaustion……Page 580
Notes……Page 628
Name Index……Page 702

 

Descarga:

Hans Blumenberg-The Legitimacy of the Modern Age (Studies in Contemporary German Social Thought)-The MIT Press (1985)

Twitter: @somacles

YouTube: Xochiatoyatl Media

Instagram: cabritocimarron

 

Descarga: Platón, “La República”. Editorial Gredos.

platon_republica

Descarga:

platon-dialogos-iv-republica-gredos

Twitter: @somacles

YouTube: Xochiatoyatl Media

Instagram: cabritocimarron

Descarga: Henri Frankfort, ‘Reyes y Dioses. Estudio de la religión del Oriente próximo en la antigüedad en tanto que integración de la sociedad y la naturaleza.

dioses

Publicado originalmente en 1951 este libro es una investigación erudita y rigurosa, a la vez fenomenológica e histórica, sobre la institución de la realeza en las civilizaciones que florecieron en el Próximo Oriente durante la Antigüedad. Los textos primitivos y las ilustraciones de las obras de arte que acompañan a la obra apoyan las conclusiones del autor acerca de las estructuras de pensamiento con que el hombre pre-griego captó su mundo y que «constituyen una realización tan inaudita como sus monumentos más tangibles».
Henri Frankfort (1897-1954), arqueólogo y egiptólogo, fue el descubridor del valle de Diyala en Irak y estudió los procesos de formación y desarrollo de las culturas. Fue profesor de Arqueología Oriental en las Universidades de Chicago y Londres.

INDICE

Prefacio
Agradecimientos
Lista de ilustraciones
Lista de abreviaturas

INTRODUCCION
Conceptos de la realeza en el Próximo Oriente Antiguo

LIBRO I. EGIPTO
Parte I. La fundación de la realeza
1. La base histórica: La realización de Menes
2. La base teórica: La teología menfita
3. La persona del rey: Horus
Parte II. El funcionamiento de la realeza
4. La autoridad del rey
5. La fuerza del rey: El Ka
6. El ceremonial del rey: el festival de Sed
7. Los sustentadores del rey: Los antepasados reales
Parte III. La transmisión de la realeza
8. La sucesión real
9. La Coronación
10. La transfiguración del predecesor del rey
11. El misterio de la sucesión
Parte IV. La realeza y los poderes divinos en la naturaleza
12. Los dioses de los egipcios
13. El poder en el sol: la creación
14. El poder en el ganado: La procreación
15. El poder en la tierra: La resurrección

LIBRO II. MESOPOTAMIA
Parte V. Las bases de la realeza
16. Las formas históricas de la realeza en Mesopotamia
17. La formación de un rey
Parte VI. Las funciones del rey
18. Gobierno
19. El servicio de los dioses
Parte VII. La realeza y los poderes divinos en la naturaleza
20. Los dioses de Mesopotamia
21. La deificación de los reyes
22. El festival del año nuevo

EPILOGO
Notas
Indice analítico
AGRADECIMIENTOS

Descarga gratuita:

Henri-Frankfort-REYES-Y-DIOSES

Twitter: @somacles

YouTube: Xochiatoyatl Media

Instagram: cabritocimarron

Sigue a Arma Uirumque en Facebook.

Descarga: Mario Liverani, “Uruk, la primera ciudad”

uruk

Traducción castellana: Juan Vivanco
La manifestación más antigua conocida en la historia humana de la aparición de la ciudad y del estado tiene lugar a finales del IV milenio a.C. en Uruk, en la Baja Mesopotamia. Muchos elementos de la civilización occidental derivan de aquella experiencia única, en la que por primera vez una sociedad prehistórica subvertía el orden establecido y adoptaba unas formas de poder político que alteraron completamente la economía y la sociedad. El cambio fue de tal magnitud que sus repercusiones socio-políticas todavía se discuten hoy entre historiadores, sociólogos, economistas y politólogos. Según se analice el proceso de formación del primer estado, desde las perspectivas demográfica, socioeconómica, tecnológica o administrativa, el fenómeno de Uruk ha sido calificado de «revolución urbana», «nacimiento de la civilización» o del «estado arcaico», «transición a la complejidad social» y «comienzo de la Historia». Son distintas formas de abordar un mismo proceso desde diferentes posturas ideológicas. En este libro Liverani propone revisar la documentación arqueológica y textual de la cultura de Uruk -en particular los famosos «textos arcaicos», fechados en 3200-5000 a.C.- y clarificar este proceso recuperando la gran figura de Gordon Childe y su concepto de «revolución», no en el sentido de un cambio súbito y violento, sino de un desarrollo gradual y complejo que desencadenó una inversión total del sistema.
Mario Liverani (1959) ocupa la cátedra de Historia del Próximo Oriente antiguo en la Universidad de Roma «La Sapienza». Su extensa obra y su influencia en sus principales discípulos -N. Parise, C. Zaccagnini- ha recibido un merecido reconocimiento en los medios académicos europeos y norteamericanos por su calidad y rigurosidad metodológicas. Experto en el estudio de las relaciones internacionales durante el período de el-Amarna (siglos XV-XIV a.C.), ha publicado numerosos trabajos, entre los que destacan Dono, tributo, commercio (1976), El antiguo Oriente (1995), Le lettere di el-Amarna (1999), Relaciones internacionales en el Próximo Oriente antiguo, 1600-1100 a.C. (2005) y Mito y política en la historiografía del Próximo Oriente antiguo (2006), estas dos últimas obras publicadas en esta colección.

ÍNDICE

Introducción
Uruk, la primera sociedad compleja del antiguo Oriente

1. Historia de la cuestión
1. Revolución urbana y herencia decimonónica
2. Teorías enfrentadas: «modernistas» y «primitivistas»
3. Neoevolucionismo y continuismo
4. Complejidad y transición
5. Los textos «arcaicos» de Uruk

2. La transformación social del territorio
1. Acumulación primitiva e innovaciones técnicas
2. El destino del excedente
3. Demografía y asentamientos
4. La estructura social

3. La administración de una economía compleja
1. El ciclo de la cebada
2. El ciclo de la lana
3. El comercio: ¿obtención o ganancia?
4. El artesanado: ¿centralización o difusión?
5. Los servicios: ¿quién sirve a quién?

4. Política y cultura del estado arcaico
1. El escriba y la administración del almacén
2. El mundo sexagesimal
3. La casa del dios
4. La movilización ideológica

5. Centro y periferia
1. El sistema regional
2. Estatización primaria y secundaria
3. El problema del colapso

Bibliografía

Descarga:

Mario-Liverani-Uruk-La-primera-ciudad

Twitter: @somacles

YouTube: Xochiatoyatl Media

Instagram: cabritocimarron

Sigue a Arma Uirumque en Facebook.

El Sacro Imperio Romano Germánico, Hernán Cortés y Carlos V.

Sacrum Imperium Romanum Nationis Germanicae.

Mapa de Temixtítan (Tenochtitlan) enviado por Hernán Cortés en su Segunda Carta de Relación al Emperador alemán Carlos V. Nuremberg, Bavaria, 1524.

“Res fuerat quondam prestans, et Gloria summa/
Orbis subiectus Cesaris Imperio,/
Hic longe prestat, cuius nunc Orbis Eous,/
Et Novus, atque alter panditur Auspitiis.”

Cosa magnífica fue una vez y enorme gloria el orbe sometido al imperio de Roma. Este, (El Nuevo Mundo) en cambio, con cuyos auspicios se abre el orbe oriental y el nuevo y otro, lo supera por mucho.

Trad: Raúl Torres Martínez

Twitter: @somacles

YouTube: Xochiatoyatl Media

Instagram: cabritocimarron

Descarga: Gilgamesh, o la angustia por la muerte (poema babilonio)

gilgamesh

GILGAMESH
o la angustia por la muerte
(poema babilonio)

Traducción directa del acadio, introducción y notas de JORGE SILVA CASTILLO

El poema épico de Gilgamesh constituye la obra cumbre de la literatura de la antigua Babilonia. Así fue percibido por los pueblos del Cercano Oriente, a juzgar por los numerosos fragmentos del poema rescatados en las ruinas de muchas ciudades de la Mesopotamia e incluso en sitios arqueológicos de Siria, de Palestina y de Turquía. Gracias a ello ha sido posible reconstituir gran parte de la obra original y seguir el hilo de su argumento: la historia de un tirano cuyo encuentro y amistad con un salvaje lo transforman en un rey amado por su pueblo, Juntos emprenden proezas sobrehumanas, pero la muerte del amigo le hace tomar conciencia de que él mismo habrá de morir. Obsesionado por esa idea se lanza entonces a la más extraordinaria de sus aventuras, que lo lleva hasta los confines del mundo para arrancar el secreto de la inmortalidad al único hombre a quien los dioses la habían otorgado: el héroe del diluvio. Éste le indica cómo obtener la planta de la juventud, que le roba la Serpiente Primordial. Al asumir plenamente su condición mortal se consuma el proceso de su humanización. La traducción directa del original acadio, aquí presentada, busca transmitir a la vez la calidad literaria de la obra y la fuerza dramática de su contenido ideológico, cuyo alcance universal da al poema una vigencia permanente.

ÍNDICE

Prólogo
Introducción
Gilgamesh en la literatura y en la historia
El poema de Gilgamesh en las fuentes cuneiformes
Gilgamesh, personaje histórico
El trasfondo histórico de la leyenda de Gilgamesh
El ciclo de leyendas sumerias en torno a Gilgamesh
El poema acadio
El alcance universal del poema de Gilgamesh
La traducción

EL POEMA

PREÁMBULO
Tablilla I, versos 1-44
Presentación y encuentro de los héroes
Tablilla I, versos 45-73; Gilgamesh, el tirano
Tablilla I, versos 74-270: Endikú, el salvaje
Tablilla II: El choque y la amistad

LAS PROEZAS
La expedición al Bosque de los Cedros
Tablilla III: Proyecto y preparativos
Tablilla IV: En camino
Tablilla V: La lucha contra Humbaba
Tablilla VI: El combate contra el Toro del Cielo

EL CASTIGO DIVINO
Tablilla VII: Enfermedad y muerte de Endikú
Tablilla VIII: Elegía y honras fúnebres de Endikú

EN POS DE LA INMORTALIDAD
Tablilla IX: A través del camino del sol
Tablilla X: Travesía del océano cósmico y encuentro con Utanapíshtim
Tablilla XI: El fracaso
Versos 1-196: Narración de la historia del diluvio
Versos 197-257: La prueba del sueño
Versos 258-300: La planta de la juventud
Versos 301-307: El retorno a Uruk

APÉNDICE
Tablilla XII: Una visión del mundo de los muertos
Versos 1-75: Gilgamesh pierde las insignias de su realeza y Enkidú intenta recuperarlas
Versos 76-155: Revelación de Enkidú sobre el Infierno

Notas
Bibliografía

Descarga:

GILGAMESH-Ed-Jorge-Silva-Castillo

Twitter: @somacles

YouTube: Xochiatoyatl Media

Instagram: cabritocimarron

Descarga: Joseph Campbell, “The Masks of God, Vol. 1, Primitive Mythology” (1960)

Masks-of-God-Primitive-Mythology-1-400x658

Campbell-youngersmaller1.jpg

The author of such acclaimed books as Hero With a Thousand Faces and The Power of Myth discusses the primitive roots of mythology, examining them in light of the most recent discoveries in archaeology, anthropology, and psychology

Review

“A monument of learning, wonder, and wisdom, daringly conceived and brilliantly written by a man who is at home in the Eastern and the Western universe of spirit.… In temporal span and spatial scope and in relevance to the needs of its own day, it is unexampled.”
—Henry A. Murray, Harvard University

About the Author

Joseph Campbell was interested in mythology since his childhood in New York, when he read books about American Indians, frequently visited the American Museum of Natural History, and was fascinated by the museum’s collection of totem poles. He earned his B.A. and M.A. degrees at Columbia in 1925 and 1927 and went on to study medieval French and Sanskrit at the universities of Paris and Munich. After a period in California, where he encountered John Steinbeck and the biologist Ed Ricketts, he taught at the Canterbury School, then, in 1934, joined the literature department at Sarah Lawrence College, a post he retained for many years. During the 1940s and ’50s, he helped Swami Nikhilananda to translate the Upanishads and The Gospel of Sri Ramakrishna. The many books by Professor Campbell include The Hero with a Thousand FacesMyths to Live ByThe Flight of the Wild Gander, and The Mythic Image. He edited The Portable Arabian NightsThe Portable Jung, and other works. He died in 1987.

Biography

Joseph Campbell (1904–1987) was an American author and teacher best known for his work in the field of comparative mythology. He was born in New York City in 1904, and from early childhood he became interested in mythology. He loved to read books about American Indian cultures, and frequently visited the American Museum of Natural History in New York, where he was fascinated by the museum’s collection of totem poles. Campbell was educated at Columbia University, where he specialized in medieval literature, and continued his studies at universities in Paris and Munich. While abroad he was influenced by the art of Pablo Picasso and Henri Matisse, the novels of James Joyce and Thomas Mann, and the psychological studies of Sigmund Freud and Carl Jung. These encounters led to Campbell’s theory that all myths and epics are linked in the human psyche, and that they are cultural manifestations of the universal need to explain social, cosmological, and spiritual realities.

After a period in California, where he encountered John Steinbeck and the biologist Ed Ricketts, he taught at the Canterbury School, and then, in 1934, joined the literature department at Sarah Lawrence College, a post he retained for many years. During the 40s and ’50s, he helped Swami Nikhilananda to translate the Upanishads and The Gospel of Sri Ramakrishna. He also edited works by the German scholar Heinrich Zimmer on Indian art, myths, and philosophy. In 1944, with Henry Morton Robinson, Campbell published A Skeleton Key to Finnegans Wake. His first original work, The Hero with a Thousand Faces, came out in 1949 and was immediately well received; in time, it became acclaimed as a classic. In this study of the “myth of the hero,” Campbell asserted that there is a single pattern of heroic journey and that all cultures share this essential pattern in their various heroic myths. In his book he also outlined the basic conditions, stages, and results of the archetypal hero’s journey.

Throughout his life, he traveled extensively and wrote prolifically, authoring many books, including the four-volume series The Masks of God, Myths to Live By, The Inner Reaches of Outer Space and The Historical Atlas of World Mythology. Joseph Campbell died in 1987. In 1988, a series of television interviews with Bill Moyers, The Power of Myth, introduced Campbell’s views to millions of people.

For more on Joseph Campbell and his work, visit the web site of Joseph Campbell Foundation at JCF.org.

 

Captura de pantalla 2018-07-09 a las 15.52.10

Captura de pantalla 2018-07-09 a las 15.52.22

Captura de pantalla 2018-07-09 a las 15.52.32

Descarga:

Joseph Campbell-The Masks of God, Vol. 1_ Primitive Mythology-Martin Secker & Warburg (1960)

Twitter: @somacles

YouTube: Xochiatoyatl Media

Instagram: cabritocimarron