Apología de Séneca por Diderot


Seneca

4 a.C./65 d.C.

Nos detenemos aquí con interés ante los retratos de los hombres célebres o famosos: buscamos discernir en ellos algunos trazos característicos de su heroísmo o de su perversidad, y es extraño que nuestra imaginación  no nos sirva para el caso. Todos los bustos de Séneca me han parecido mediocres; la cabeza de su figura  en el baño es innoble: su verdadera imagen, la que os llenará de admiración, la que os inspirará respeto, y la que aportará a mi apología la fuerza que le falta, está en sus escritos. Es ahí donde habrá que ir a buscar a Séneca, donde podrá encontrárselo […]

La Antigüedad no nos ha transmitido un curso de moral tan extenso como el suyo.

DIDEROT, Essai sur les règnes de Claude et de Nèron.

____________________

[1] Del libro: Huisman, Denis y Vergez André. Historia de los filósofos ilustrada por los textos. Tecnos. España 2001

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: